Descontroladas: la comedia más loca del verano

Compartir
Descontroladas: la comedia más loca del verano
5 (100%) 1 voto

Amy Schumer y Goldie Hawn se estrenan como compañeras (madre e hija) en la pantalla mediante una loca comedia de aires noventeros, momentos absurdos y gags por un tubo. Dediquemos unas palabras a “Descontroladas”.

Vale, voy a ser sincero (como siempre) y ya os aviso: este film no ganará un Oscar, y posiblemente tampoco pueda aspirar a ningún otro premio… pero eso no quita para que resulte entretenido.

Es un film palomitero, de esos que sirven, y creo que lo hace bien, para para pasar un buen rato sin complicación alguna de por medio. Para ello se vale de una historia simple pero a reventar de sucesos curiosos y graciosos.

Nuestra protagonista (Amy Schumer) es una perdedora, una mujer repleta de inseguridades, que se engaña a sí misma y que acaba de perder a su pareja, con la que había planeado un viaje exótico.

Para no quedarse sin sus vacaciones, consigue convencer a su madre (Goldie Hawn) para que la acompañe, pero lo que en un principio puede parecer una idea acertada, se termina por convertir en una pesadilla.

Muertes (siempre desde un punto de vista cómico, ojo), secuestros, aventuras en mitad de la selva, mafiosos… las dos protagonistas se tendrán que enfrentar a no pocos peligros y seres despreciables, además de luchar contra sí mismas y contra sus prejuicios y taras.

Lo que resulta de esta mezcla es un metraje del tipo “Dos pajaros a tiro” (también con Goldie Hawn), o de ese mismo estilo, que está salpimentado con chistes muy variados y con situaciones bastante graciosas.

He de reconocer que la actriz principal me ha encantado, y aunque merecía un guión mejor (es una actriz cómica muy buena), el resultado no está mal. Puede no ser la mejor película que he visto recientemente, pero es, sin duda alguna, un entretenimiento válido.

Si no tenéis nada mejor que hacer, no os la perdáis, porque fijo que alguna carcajada os hará soltar.

Compartir